Páginas vistas en total

domingo, 12 de julio de 2015

Platinum Izumo: Modelos Especiales:

Ya hemos hablado de la Platinum Izumo y de sus fabulosas características. Pero la inventiva y el dinamismo de Platinum no se conforman con ofrecer un magnífico catálogo de plumas lacadas en urushi sino que han alumbrado dos modelos especiales que añaden un punto más de sutileza y encanto a esta fabulosa colección que constituye su tope de gama.

La primera de ellas es la extraordinaria Izumo Yagumonuri, una hermosa estilográfica acabada en maki-e. 



Izumo es el nombre de una provincia japonesa estrechamente ligada con la caligrafía y la fabricación de papel. Su símbolo es un  mar de nubes. En el año 2013, el Gran Templo de Izumo fue restaurado y, para celebrarlo tuvo lugar, por primera vez en 60 años, la sagrada ceremonia budista Dai-Sengu. En conmemoración a este acto, Platinum puso a la venta una edición limitada de la Izumo cuyo motivo es un mar de nubes pintado en maki-e.


Se trata de un maki-e genuino, es decir, totalmente pintado a mano. La elegancia del trabajo es verdaderamente notable ofreciendo un motivo discreto pero sugerente, con algunas notas de color distribuidas cuidadosamente para configurar una obra sencilla pero impactante.


El tamaño de la Yagumori es el de la Izumo estándar. Su clip y plumín son, igualmente, los normales en este modelo.


La alimentación de esta bellísima pluma se hace, como en las demás de la serie, mediante cartucho/convertidor.


El segundo modelo especial de la Izumo está fabricado en Tagayasan o madera de hierro, así llamada por su gran dureza y resistencia. Se trata de una madera muy densa y pesada, de las que poseen, por tanto, una de las mayores durezas.


La Tagayasan se ofrece en dos versiones; mate y lacada brillante. En ambos casos se aprecian perfectamente las vetas naturales de esta hermosa madera. El acabo es impecable, con una perfección en los detalles digna del fabricante, lo cual es especialmente valioso cuando se habla de un material vivo y tan delicado de trabajar como la madera.


Uno de los detalles más sorprendentes de la Tagayasan es su tamaño, notablemente superior a las de las Izumo estándar. No conozco las razones de esta disimetría aunque es probable que tenga que ver con el material y sus caracteristicas mecánicas a la hora de ser trabajado. Sea como fuere, esta pluma tiene un tamaño imponente y resalta en la mano del usuario como un auténtico cetro.


La Tagayasan es una pluma elegantísima pues la combinación de las líneas de la madera con la limpieza del diseño, típico de las Izumo, se revela enormemente afortunada. La profusión de suaves curvas casa perfectamente con el sobrio color marrón oscuro de la madera y la ausencia de todo adorno salvo el clip.


Los precios de estas ediciones no son excesivos. La Tagasayan se vende por, prácticamente, el mismo precio que las urushi,  unos 400 eurosy la Yagumonuri, siendo edición limitada, por unos 800 euros aproximadamente, cantidad razonable tratándose de una obra de maki-e tradicional.


Ambos modelos especiales de Izumo añaden un rico abanico de posibilidades a los aficionados. Lo difícil es elegir entre tanta hermosura.

NOTA: Una vez más, gracias a Ricardo por cederme estas magnífica plumas para deleite de todos.

3 comentarios:

  1. Estimado, Sr Capitán:

    No sabe Vd. cuánto coincido con sus palabras. La Platinum Tagasayan que Vd. me ayudó a recuperar es una construcción con querencia hacia lo perfecto. Hay una montaña ideal por bella y exenta, es el Ama Dablam, en cuyo nombre resuena el misterio y la ensoñación. Tal la pluma de Platinum.
    Un mes llevo con ella, y no consigo parar su hechizo en mí. Quizá no sea la mejor ni la más perfecta entre las plumas, sin embargo de lo cual, es un asombroso sin inicio ni fin.
    Par mi gusto, solo para mi gusto, un plumín algo más grande se compaginaría mejor con el tamaño imponente del resto.

    Reciba mi agradecimiento, si algo vale, por este blog donde abrevo y aprendo y por la ayuda para recuperar la pluma.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querido amigo: gracias de nuevo por su comentario con el que, ya lo ve, estoy más que de acuerdo. La Tagayasan es una pluma extraordinaria bajo todos los puntos de vista salvo, como Vd. apunta muy sabiamente, un plumín que se le queda algo pequeño para su entidad.
      Reciba un cordialísimo saludo.

      Eliminar
  2. No puedo estar más de acuerdo con los comentarios de Pajarete y de Diotima. .. magníficas estilográficas a unos precios relativamente (todo es relativo) asequibles. Preciosas estilográficas, hermoso diseño y buen desempeño... y no digamos de la Yagumumori: técnica maki e a un precio asequible, preciosa y nada recargada, muy discreta. .. y muy hermosa. Solo un defecto y coincido con lo afirmado: aquí el tamaño sí que importa... el plumín es un poco pequeño a tan imponente estilográfica.
    Pajarete, te felicito, una vez más, por tus acertados, atinados y precisos comentarios... como siempre, me encanta como "desmenuzas" las piezas y nos haces vivir ese sentimiento tan profundo y sentido que pones en cada artículo.. Te felicito y te rogamos que sigas ilustrada nos de tan maravillosa manera. Verdaderamente, es un placer leerte y disfrutar de tus maravillosas fotos.
    Mucius Scaevola

    ResponderEliminar