Páginas vistas en total

martes, 7 de junio de 2016

Danitrio Octogonal: La otra gama.

Hace no muchos años, alrededor de 15, Danitrio era una empresa con una catálogo bastante más amplio que el actual. En realidad, se trataba de una marca sin un mercado definido. Ya disponía entonces de magníficos productos maki-e pero disponía de un buen número de plumas de gama media y baja con las que surtía a un mercado más amplio y menos exigente en términos de lujo.

Ignoro quién fabricaba las plumas de gama baja de Danitrio pero sospecho que eran de origen chino. Pese a ello, los estándares de calidad de estas humildes estilográficas eran sorprendentemente altos y, en muchas ocasiones,  plumas estéticamente agraciadas. Es cierto que tenían una sospechosa tendencia a la exhibición de dragones, serpientes y otros mitológicos adminículos de innegable paternidad oriental, pero, en conjunto, eran plumas decentes, muy bien mecanizadas y que escribían muy bien gracias a uno de sus puntos fuertes: un conjunto plumín/alimentador de origen alemán.

Las Danitrio económicas eran plumas que escribían muy bien gracias a que su mecánica básica estaba encomendada a conjuntos Schmidt. La casa alemana, aunque comercializa productos con su nombre, no fabrica plumines. En realidad, los compra a Jowo o a Bock y luego les incorpora su marca. Schmidt proporciona, pues, conjuntos de plumín, alimentador y convertidor. Así lo viene haciendo desde hace años con un magnífico resultado.


La Danitrio que hoy presento es un magnífico ejemplar de la gama media-baja de la marca norteamericana. Se trata de una pluma metálica de forma octogonal, profusamente decorada y bien provista de un conjunto Schmidt que garantiza un gran desempeño funcional.


La pluma es de considerable tamaño, equivalente a una Pelikan M800 lo que, dada su condición metálica, la convierte en una estilográfica muy sólida aunque sin llegar a resultar pesada.  Sin el capuchón, es una pieza muy cómoda y equilibrada. Con el capuchón colocado, resulta excesiva y algo descompensada.


El diseño de esta pluma es muy atractivo y recuerda a otros modelos como las Yard-O-Led, las Caran d'Ache o, si se me disculpa la osadía, incluso la Proust de Montblanc. Las ocho facetas de este modelo están elegantemente adornadas con una alternancia de guilloqueado y grecas, ofreciendo un dibujo elegante y comedido. La mecanización de las piezas metálicas y del dibujo es de gran calidad.


El capuchón se enrosca al cuerpo que cuenta también, en su parte superior, con otra rosca para asegurarlo mientras se escribe aunque, como se ha dicho, es mejor no utilizar la pluma así para no hacerla tan pesada al escribir.



La boquilla es de plástico y en ella se inserta el conjunto Schmidt. El plumín, de grosor medio, es dorado y está bellamente adornado por una greca y el nombre del proveedor alemán. Por el dibujo, me atrevería a decir que se trata de un plumín fabricado por Jowo.


Tanto el alimentador como el convertidor, hacer de esta pieza una buena escritora, con un desempeño de calidad. El flujo es constante y rico, sin interrupciones de trazo ni dudas en los comienzos.


Es curioso que la pluma no cuente con casi ningún dato que permita identificar al fabricante. Sólo en la parte superior del clip aparece la T de Danitrio.


El clip, por cierto, es  macizo, lo que es relativamente extraño. Por contra, también resulta extremadamente rígido y resistente aunque nada flexible.


Esta pluma se vendía en su día por unos 50 euros. Aunque hace años que ya no se fabrica, aún puede verse, de vez en cuando, en el mercado secundario. Sorprendentemente, su precio ha experimentado una buena revalorización y no es fácil encontrarla por menos de 100 euros.


Hace años que Danitrio renunció a la gama baja de su catálogo. Concentrada en sus grandes producciones maki-e, ha prescindido de estas plumas sólidas y de magnífico desempeño que tan buen papel hicieron en su momento pero que fueron incapaces de competir con otros fabricantes generalistas. Yo las echo de menos.


6 comentarios:

  1. Curioso ejemplar. Acostumbrado a relacionar a Danitrio con el maki-e de tropecientos mil euros, se me hace raro ver una pluma con su marca que bien podría llevar escrito "Jinhao".

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu comentario, querido Alfonso. Es cierto que la producción china ha mejorado mucho en los ´litros tiempos pero sigue habiendo diferencia con la Danitrio y su control de calidad. Además, el conjunto plumín/alimentador, marca la diferencia. Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  2. Me parece una pluma bastante bonita. No es mi estilo, pero no me importaría tener una como esa, especialmente al precio antiguo que mencionas (aprox. 50 €). Por otra parte, creo que quedaría bastante mejor con un plumín en un tono similar al del cuerpo. Y esta vez, Alfonso, discrepo de tu opinión respecto a lo de Jinhao. Os dejo, que tenemos simulacro de incendio en la oficina!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La Danitrio es la versión elegante de esto XD

      http://www.dhresource.com/200x200s/f2-albu-g3-M00-CB-2F-rBVaHVbmp_KAEzrSAAMVAa625lg011.jpg/jinhao-1200-noblest-silver-with-golden-dragon.jpg

      Eliminar
    2. No estoy muy seguro de si esa Jinhao con dragón incorporado debería haber sido nominada en la entrada anterior, pero, en todo caso, creo que la Danitrio es bastante más sobria. Un saludo muy cordial para ambos.

      Eliminar
    3. Sin duda, en la entrada anterior te faltaron un par de Jinhao horrendas XDDDDD

      Eliminar