Páginas vistas en total

lunes, 15 de diciembre de 2014

Pelikan M800: La gran clásica europea.

Pelikan fue la compañía que en 1929  inventó el "pistón diferenciado" o multiplicado, esto es, un sistema de rosca en el cual la parte interior gira con mayor rapidez que el pomo exterior. Con este mecanismo, un simple giro del pomo equivale a dos o tres del pistón lo que resulta en una carga mucho más rápida.  El invento del pistón fue uno de los grandes hitos en la historia de la estilográfica y es uno de los factores que diferencian a los productos de la marca.


Hasta 1987, la mayor pluma que fabricaba Pelikan era la M400, una pieza relativamente pequeña, con el mecanismo interior de plástico. En ése año, la marca decidió dar un paso adelante y puso en el mercado la M800, una estilográfica mucho más grande con mecanismo de bronce lo que, a la ya imponente presencia. añadía un mayor peso y resistencia.Las primeras M800 fueron la negra, la negra y verde, y la negra y concha de tortuga. Luego se añadieron la azul y la roja.  La 800 con acabados en rodio, como la que aquí se muestra, se denomina 805.


La pluma mide 142 mm que muchos consideran el patrón de la comodidad. Es una pluma de buen tamaño aunque no excesivo. Tampoco su comedido grosor la hace destacar. Sus medidas, globalmente consideradas, corresponden a una pluma de proporciones perfectas para casi todas las manos. Ni grande ni pequeña, ni ancha ni estrecha. Lo justo. El peso, por su parte, añade aplomo a la escritura sin hacerla pesada.


El diseño es rotundo y clásico. Salvo algunas modificaciones menores, en el dibujo de los pelícanos del capuchón y el diseño del clip, es casi la misma pluma que comenzó a fabricarse en los años 50 del siglo pasado. Una forma ya intemporal que en el tamaño de la M800 acentúa su elegancia y perfección. Nada desentona en sus formas y el juego de colores resulta absolutamente proporcionado. Los extremos de la pluma, siendo rectos, están cuidadosamente redondeados en sus bordes de manera que no hay líneas bruscas. La parte superior del capuchón, en forma de cono truncado inverso, rematado por el medallón de resina negra con el logo de la compañía, añade un sorprendente toque de originalidad a la línea de la estilográfica


La belleza de la M800 se revela aún más en la versión negra que aquí se presenta. Sin la distracción de los colores en el  cuerpo, la resina únicamente está adornada por el fabuloso clip y por los anillos plateados que resaltan su cintura y sus extremos; anillos discretos y sutiles que hacen de la pluma un conjunto esbelto y airoso.


El plumín -en este caso un medio- es otra de las señas de identidad de la Souveran. La rotunda belleza de estos plumines es reconocida en todo el mundo. Es un plumín de oro de 18 kilates, grande, bicolor, soberbiamente adornado y con cierta flexibilidad. Como en todos los Pelikan, el diseño de los gavilanes y su considerable anchura, hacen que el plumín parezca algo chato en comparación con otros de su clase. Es, con todo, un plumín de gran tamaño e imponente presencia. Quizá el exceso de adorno haga que se manche de tinta con excesiva facilidad, pero es un mal menor frente al enorme atractivo del dibujo.


Los plumines de Pelikan, aparte de su calidad, son muy variados y pueden encontrarse en diferentes medidas especiales como los oblicuos, los itálicos o los de doble anchura. Hemos de tener en cuenta, además, otro de los legendarios detalles de la M800 y es que el conjunto plumín-alimentador está roscado a la boquilla y puede ser fácilmente desmontado para sustituir el conjunto por otro. Esto confiere a la pluma una enorme versatilidad de manera que con dos o tres plumines pueden cubrirse todas las necesidades del usuario. El único problema es el precio de estos conjuntos, no especialmente barato; entre 150 y 200 euros.


La escritura con la M800 es una inolvidable experiencia. El agarre es comodísimo sin que el usuario tropieza con resalte alguno que moleste. El equilibrio de la pluma es extraordinario.  El conjunto plumín-alimentador proporciona un flujo lleno de generosidad, amplio y jugoso, ininterrumpido e inmediatamente dispuesto. Una pluma perfecta es aquella que no requiere esfuerzo alguno para escribir y que comienza a entregar tinta tan pronto como la punta del plumín toca el papel. La Pelikan es una de estas estilográficas. Intachable. Modélica.


El mecanismo de llenado de la M800 es el ya legendario pistón Pelikan, ahora construido en bronce y con un funcionamiento sencillamente perfecto. Su enorme capacidad la convierte, además, en una pluma inagotable pese a tratarse de una gran consumidora de tinta. Cuando se desenrosca el pomo trasero se puede apreciar la sólida rosca metálica del mecanismo. El cuerpo de la pluma, junto a la rosca, cuenta con una ventana traslúcida de color verde muy oscuro, apenas apreciable a simple vista pero perfectamente visible a contraluz. A través de ella se puede comprobar el nivel de tinta.


La Pelikan es una grandísima escritora y una pluma bellísima. Probablemente la mejor pluma europea de nuestros días. Sin los excesos de la M1000 ni los defectos de sus hermanas pequeñas, constituye un protomodelo en diseño, tamaño y rendimiento. Es, sin duda, el modelo más equilibrado de Pelikan para un escritor exigente y claramente superior a toda su competencia europea. Por menos de 300 euros, el aficionado puede hacerse con una pluma que vale muchísimo más de lo que cuesta.

8 comentarios:

  1. Perdona, pero ¿dónde se puede comprar por menos de 300 euros?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En internet encontraras varios vendedores que la ofrecen por esa cantidad. Si tienes algo más de paciencia y participas en alguna puja, incluso menos.

      Eliminar
  2. En la mayoría de tiendas españolas, serias y de confianza, el precio ronda los 400 euros. Los menos de 300 están alejados de la realidad. Una cantidad tan pequeña, para tan gran pluma, se consigue gracias a ofertas, rebajas, Amazon, o subastas de eBay. Pero no es posible encontrarlo en las tiendas de nuestra ciudad, cuyo volumen de ventas es insignificante comparado con algunos comercios que operan en Internet. Es injusto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Asi es, Xavi, pero la realidad es que el comercio por internet ha superado al físico en muchísimos sectores. Cuando yo doy un precio, me atengo siempre al mínimo real que el consumidor puede obtener. Eso deja fuera, lamentablemente, a muchas tiendas de ladrillo y cemento.

      Eliminar
  3. Pero ese precio mínimo, al que usted siempre se atiene, no es real, sino fruto de una esporádica, y voluble, rebaja. Además muchos de estos chollos son unidades restauradas, de exposición, o con alguna tara. Y también es importante la valía de la garantía y el servio post-venta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre hablo de plumas nuevas y, en cuanto al resto, te remito a mis comentarios en "Hablando de precios". Un saludo

      Eliminar
  4. Imponente pluma. Yo pude conseguir una por 270 euros resto de serie en una tienda que estaba cerrando y la tenia desde hacia mas de 10. Lamentablemnete los precios de las plumas se han ido disparando exponencialmente. La epoca dorada de las plumas (la de la famosa burbuja inmobiliaria) ya paso y el incremento de precio ahora responde a la necesidad de seguir ganando dinero aun teniendo menos ventas. En amazon hoy dia (2016) se puede conseguir por 340, pero si lees esto en dos años mas, el precio sera otro....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu comentario y felicidades por esa compra tan afortunada. Yo creo que, a día de hoy, el aficionado puede encontrar grandes plumas a precios justos. Hay de todo, como es normal, pero al estilófilo de pro no le faltan tentaciones con una relación calidad/precio muy favorable. Un saludo muy cordial

      Eliminar