Páginas vistas en total

lunes, 15 de diciembre de 2014

Platinum Plaisir: Una Preppy de lujo

Platinum ha conseguido un grandísimo éxito con su Preppy, una pluma muy barata pero fiable, bonita y moderna. La única pega de la Preppy es su construcción íntegra en plástico que no le permite ser considerada una pluma duradera. Para eso nació la Plaisir.

La Plaisir es, en esencia, una Preppy de aluminio. La mecánica es exactamente la  misma, el mismo plumín , el mismo alimentador y el mismo sistema de alimentación. Pero aquí, el cuerpo es enteramente de un aluminio de gran calidad y se presenta en una caja sencilla pero muy completa, con adecuada documentación y un cartucho de tinta.


También comparten ambas plumas una extensa y divertida gama de colores que alcanza a los plumines, lo que permite un interesante juego de combinación con las tintas que se vayan a utilizar.


La Plaisir mise 143 mm. lo que no es poco. Se trata de una pluma de tamaño considerable para su gama y resulta comodísima y de un grosor exacto para facilitar la escritura de fondo. El cuerpo y el capuchón están construidos en un aluminio ligerísimo, resistente al rayado, que incluso parece pesar menos de lo que debería. La boquilla, en cambio, es de plástico, idéntica a las Preppy. El cierre de la pluma se hace por presión. El aluminio aquí es de gran calidad y tacto muy agradable. La construcción de la pieza es, como cabría esperar, perfecta. No se aprecia ni un solo defecto de acabado.


La pluma está adornada con un clip bicolor muy elegante y discreto. Siendo metálico, augura mucha mayor duración que el  de la Preppy. El otro adorno es la banda que rodea la parte baja del capuchón que,a mi juicio, es lo menos afortunado del diseño de esta estilográfica. Es un anillo cromado, con dos filas de adorno en relieve y las palabras "Platinum-Japan", en el centro.  Es un anillo demasiado protuberante y visible para una pluma de esta categoría y rompe la suavidad de líneas del diseño general y la limpieza del aluminio con que está construida. Advertiremos el exceso si la comparamos con la belleza de su competidora, la Pilot Urban.


El plumín es el mismo de la Preppy, una pieza de acero de tamaño contenido y extremos doblados sobre el alimentador que se ofrece en colores que hacen juego con los de la pluma. Esto añade un toque de diversión y  modernidad que resulta muy atractivo. La Plaisir se ofrece en dos tamaños: fino y medio, siendo los dos más finos que sus homólogos europeos.


La escritura con la Plaisir es igual de perfecta que con la Preppy. el sistema funciona como un reloj desde el primer instante en que la punta del plumín toca el papel. El flujo no es grande pero está acorde con la finura de los puntos. Pero no hay cortes ni dudas ni interrupciones. Además, siendo un plumín extraordinariamente suave para su categoría, transmite muy bien la sensación sobre el papel lo que, particularmente, me resulta muy agradable.


La Plaisir es una gran pluma para comenzar. Siendo de una gama inferior, su calidad la hace destacar por encima de muchas otras. Su belleza -que podría ser mayor sin ese anillo plateado- y variedad la convierten en una gran competidora para otras plumas parecidas. Por un precio de 18 euros aproximadamente en internet, es una elección que no defraudará.

No hay comentarios:

Publicar un comentario