Páginas vistas en total

lunes, 5 de enero de 2015

Cómo desmontar una Sailor 1911

Las plumas japonesas estándar que cargan por cartucho/convertidor, tienen una mecánica sencilla y su mantenimiento es igualmente simple. Salvo excepciones que tienen que ver en algún caso con la defensa de otros modelos con los que pudiera existir competencia, como ocurre con algunas Platinum frente a las Nakaya, el montaje y desmontaje de estas estilográficas puede ser llevado a cabo por el aficionado sin mayores conocimientos.

El desmontaje de la pluma puede tener dos objetivos principales: el ajuste del plumín o la limpieza general del sistema.

Para el ajuste del plumín, téngase en cuenta lo dicho en la entrada correspondiente aunque se trata, conviene recordarlo, de una operación delicada que es mejor reservar a un técnica si uno no cuenta con la necesaria experiencia.

La limpieza de la pluma, en cambio, es una operación de mantenimiento sencilla que todos pueden llevar a cabo con un mínimo de precaución y de cuidado. Las estilográficas son objetos delicados y han de tratarse con mimo, pero salvando excesos, permiten que cualquier persona cuidadosa lleve a cabo su limpieza y puesta a punto regular.

La Sailor 1991 será el modelo que nos sirva para seguir los pasos de su desmontaje para limpieza. Esta limpieza será necesario hacerla en función del uso que demos a la pluma y de su estado. Si somos cuidadosos y la enjuagamos cada vez que dejamos de usarla, no lo precisará salvo en mucho tiempo. Si, por el contrario, la hemos dejado cargada durante meses y la tinta se ha secada, será imprescindible llevar a cabo un lavado a fondo. A veces, conviene limpiar una pluma nueva para liberarla de todo residuo de fabricación que puede entorpecer el flujo. Si hay problemas de esta índole, la primera medida es limpiarlo todo a fondo.

(Antes de hacer nada, lea la advertencia que consta al pie de la entrada)

La Sailor 1911 se desmonta a rosca. Una vez desenroscado el cuerpo de la boquilla, veremos esto:


Extraeremos al convertidor y le aplicaremos lo dicho en la entrada correspondiente a la limpieza de los alimentadores. Una vez extraído, la pluma quedará así:


A continuación procederemos a desmontar el conjunto plumín/alimentador. Para ello, hay que sujetar el conjunto firmemente entre los dedos índice y pulgar como se ve a continuación:


Seguidamente, con fuerza pero cuidadosamente, se tira hacia fuera del conjunto y éste saldrá limpiamente puesto que está colocado por simple fricción en la boquilla. Una vez extraído tendremos esto:


Ahora, simplemente, quitaremos el plumín de su sitio en el alimentador. En el caso de las Sailor no hay confusión posible puesto que el alimentador tienen un pequeño saliente donde se inserta la muesca correspondiente del plumín como se puede apreciar en la foto superior.


Ya tenemos totalmente desmontado el conjunto así que ahora procede su lavado a conciencia. Debe hacerse con agua fría en casos normales. Si hay una enorme cantidad de tinta seca en el conjunto, debe dejarse en remojo en agua fría durante todo un día con unas gotas de lavavajillas y sólo una o dos de lejía para disolverla. Si aún así la tinta no sale, hay que continuar con el remojo hasta que pueda limpiarse. Nunca forzar ni raspar; sólo remojar y humedecer.

Una vez todo bien limpio y seco, se coloca el plumín de nuevo sobre el alimentador de manera que coincida la muesca del primero sobre el saliente del segundo. En posición correcta, se sujeta de nuevo con ambos dedos y se vuelve a insertar con cuidado en la boquilla. En las 1911 antiguas, no hay posición correcta para hacerlo pero en algunas modernas hay una guía interior que sólo permite hacerlo en una posición. Se busca dicha posición con cuidado, girando delicadamente el conjunto hasta que se vea que encaja, y se inserta.


Totalmente montada de nuevo, nuestra pluma estará lista para depararnos una larga y placentera sesión de escritura.

No hay que olvidar limpiar igualmente la resina con un paño adecuado.


Esta sencilla operación de desmontaje y limpieza nos asegurará un correcto funcionamiento de nuestra pluma. Si hay problemas, nunca forzar. Mejor llevarla a un experto para que se haga cargo. Las plumas, como hemos dicho, son objetos delicados y un error o un exceso de fuerza pueden acabar con ellas.

ADVERTENCIA: No puedo asumir ninguna responsabilidad porque de esta operación resulte algún daño para las plumas. Ni qué decir tiene que quien decida llevarla a cabo por su cuenta asume cualquier riesgo y, en muchos casos, invalidará la garantía que pudiera existir.


6 comentarios:

  1. Muchas gracias por tan detallada explicación. Sólo un detalle o dos. Yo prefiero ponerme unos guantes finos que además de mejorar el agarre me evita tener que limpiar la pluma. Otra cosa es que pongo el plumín con el alimentador hacia arriba apoyado en el hueco de la última falange del dedo índice y sujeto el alimentador con el pulgar. De esa manera veo los "maletines" conforme voy sacando el plumín y si noto algo raro paro.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu comentario, Rafael. Si quieres mejorar el agarre es preferible usar un trocito de caucho que envuelva las piezas, pero cuando es necesario aplicar mucha fuerza es que algo no va bien y conviene ser muy cautos. Tu sistema es muy bueno y precavido.

      Eliminar
  2. Estimado, buenas tardes,
    Mucho le agradeceré su ayuda para poder desmontar el plumin de una pluma cartier pasha que es necesario limpiar porque se encuentra ostruida. como es posible el contacto con Ud.
    mi correo electrónico es gasnieto@hotmail.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu comentario. No puedo darte indicaciones muy seguras sobre esta pluma porque no la ha examinado personalmente pero creo que, como muychas Cartier, el plumín y el convertidor se encuentran unidos por una camisa interior que se enrosca a la boquilla. Siendo así, se trata de desenroscar el conjunto y extraerlo. Luego, tanto plumín como alimentador, se extraen tirando. Recomiendo mucho cuidado pues no puedo certificar que este sea el sistema adecuado. Un cordial saludo

      Eliminar
  3. Pedro. Gran aporte, más que nada porque tengo dos desde el pasado viernes.
    Suaves como la seda.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu comentario Moli y felicidades por esas adquisiciones. Espero que las disfrutes, un cordial saludo.

      Eliminar